Saltar al contenido

Cómo protegerte de las babosas de jardín

babosas de huerto venenosas

Las babosas de jardín son una especie de gasterópodo terrestre (caracol) que se alimenta principalmente de material vegetal como frutas, verduras y hojas. Son una gran amenaza para su jardín porque se comen todas las plantas e incluso pueden arruinar sus parterres.

Las babosas de jardín son una plaga que puede destruir jardines y paisajes.

Vienen en muchos colores y tamaños, pero tienen algunas formas de identificarlos. Las babosas de jardín generalmente tienen dos pares de tentáculos, uno de los cuales es más grande que el otro. También tienen un ojo en cada lado de su cuerpo y algunos pueden ser más oscuros que otros. Las babosas de jardín vienen en muchos colores: verde, marrón, naranja e incluso amarillo. También se pueden encontrar con rayas o manchas en el trasero.

Las babosas generalmente se sienten atraídas por su jardín por el olor de ciertas plantas, que pueden sentir hasta a 3 pies de distancia. Por eso es importante mantener las áreas alrededor de su jardín libres de estas plantas.

El mantillo de paja atrae a las babosas porque les proporciona mucha humedad y un lugar para que pongan sus huevos. Si desea proteger su jardín de las babosas, asegúrese de no usar mantillo de paja como capa de cama.

El control de las babosas es muy importante para los jardines porque pueden causar mucho daño a las plantas y cultivos. Es posible controlarlos usando algunos trucos simples como usar mantillo o sal cerca de las plantas.

Diferentes tipos de babosas de jardín que amenazan a los árboles frutales

Los diferentes tipos de babosas de jardín son Arion subfuscus, Limacus flavus, Limacus maculatus, arionidae.

El subfuscus Arion: 

es el tipo más común de babosa de huerto. Puede crecer hasta 4 pulgadas de largo y pone sus huevos en pilas en la base de los árboles. Los huevos eclosionan después de dos semanas y se alimentan de brotes jóvenes, hojas, flores y otras partes tiernas de las plantas.

El Limacus flavus: 

es de color marrón amarillento con manchas negras en el dorso. Se encuentran principalmente en jardines, pero también trepan por los troncos de los árboles para alimentarse de plántulas de árboles o árboles frutales maduros. Estas babosas también se conocen como «babosas negras de jardín» porque tienen tendencia a comer negro.

Limacus maculatus:

También conocido comúnmente como Limax manchado, es una especie de babosa terrestre que respira aire.

El Limax manchado se encuentra en toda Europa, África del Norte y Asia. Prefiere los hábitats húmedos cercanos a cuerpos de agua, incluidos acequias, marismas y prados, pero también se puede encontrar en altitudes más altas de hasta 2000 metros.

Arionidae: 

Las características físicas de Slug arionidae dependen de la edad. La babosa joven tiene forma de gusano y no tiene ojos, pero la babosa adulta tiene un caparazón duro con tres filas de tentáculos.

Una babosa es un artrópodo, perteneciente a la subclase Pulmonata dentro de la clase Gastropoda. Las babosas son gasterópodos que no tienen caparazón o solo tienen una capa externa enrollada muy reducida de la que pueden carecer por completo.

Las fases de la reproducción de las babosas y cómo funcionan

El ciclo de vida de una babosa se divide en tres fases: la fase de apareamiento, la fase de puesta de huevos y la fase de alimentación y crecimiento.

La fase de apareamiento comienza después de que una babosa macho y una hembra se han encontrado. Los machos depositan espermatozoides en el cuerpo de la hembra, que almacenará durante varias semanas antes de que se produzca la fecundación. Si vuelve a aparearse, estos espermatozoides competirán para fertilizar sus óvulos.

A continuación, durante la fase de puesta de huevos, las hembras suelen poner unos 100 huevos que miden aproximadamente 1 cm de diámetro. Estos huevos generalmente se colocan cerca de plantas u hojas que pueden brindar refugio a las babosas emergentes a medida que crecen y eclosionan de sus huevos.

Finalmente, durante las fases de alimentación y crecimiento de la reproducción, las babosas se alimentan de tus amadas plantas.

Soluciones de control de babosas de jardín

Las babosas, también conocidas como plagas de jardín, son un problema grave tanto para los jardineros como para los agricultores.

Afortunadamente, existen muchas soluciones para ayudar a controlar las babosas en el área. Sin embargo, estas soluciones vienen con su propio conjunto de compensaciones y desventajas que deben tenerse en cuenta antes de que puedan usarse correctamente.

Para ayudar a tomar la decisión sobre qué solución de control de babosas es mejor para su situación, repasamos algunas de las ventajas y desventajas de cada una para ayudarlo a tomar la decisión sobre qué solución de control de babosas es mejor para su situación.

Algunos jardineros usan cebo para babosas para matar las babosas de jardín; sin embargo, esto no se recomienda ya que puede ser tóxico para otros animales como erizos o pájaros. Como tal, es mejor usar métodos naturales como colocar una malla de cobre en el suelo o rociar café molido alrededor de la base de las plantas por la noche cuando salen de su escondite.